Miércoles, 21 Junio 2017 05:54

Renuncio al parlamento.

Escrito por

Se va a conformar el primer Parlamento de Economía Social Solidaria como una de las actividades de la Asamblea Legislativa, supuestamente un espacio democrático que podría culminar en la promulgación de leyes que propicien el movimiento social, todo iba bien, hasta que el diputado Víctor Morales Zapata, presidente de la Comisión Legislativa Especial de Economía Social Solidaria, lanzó críticas contra dirigentes Solidaristas de la Caja y sin dar explicaciones ni nombres abandonó el Salón de Beneméritos de la Patria.

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

Descargar


En la condición de presidente de la más grande asociación solidarista, la de los empleados de la Caja Costarricense de Seguro Social (ASECCSS) que agrupa a casi 40.000 afiliados, asistí a la primera capacitación con respecto al funcionamiento y participación en el ParlaEs, como se le denomina a este parlamento y con autoridad moral emplazo al legislador.
He manifestado en diversos foros, que en aras de la economía social solidaria, se han realizado viajes extra continentales, se ha creado al menos un centro de capacitación en la zona de Los Santos, sin que nadie sepa realmente que se enseña en esas aulas, he manifestado que algunos procuran descubrir el agua tibia, cuando ya hay una larga trayectoria solidarista, desde que don Alberto Martén lanzó la idea en el atardecer de la década de los cuarenta del siglo pasado.
En la ASECCSS buque insignia del solidarismo en Costa Rica, con la reserva de un porcentaje de los excedentes y otros fondos, constituimos un Programa de Beneficios Solidarios (PROBESOL), becamos a más de 200 niños hijos de trabajadores en condiciones de pobreza, acudimos con auxilio efectivo a los damnificados del Huracán Otto, tenemos programas de ayuda en caso de enfermedades prolongadas de los asociados, creamos una estructura de apoyo social sin parangón en entidades de los trabajadores, estas experiencias las queríamos llevar a ese sonado foro.
Nombres don Víctor o desde ya le anuncio la primera baja en el Parlamento de Economía Social Solidaria, ciertamente algunos nacieron con vocación de titiriteros, pero por suerte don Víctor, en este bendito país no todos nacimos con alma de títeres.